Clase 204 – La coordinación de las piezas es vital en ajedrez

Cuando se colocan los peones en cuadros de distinto color al alfil se logra una colaboración perfecta entre ambas piezas. Mientras los primeros quitan, por ejemplo, al rey adversario las casillas blancas, y reducen de esta manera la movilidad del alfil rival, el rey y el alfil operan sobre cuadros negros, lo que permite tomar con las piezas una amplia red de casillas. Se establece de esta suerte una perfecta coordinación en la marcha de las piezas. En cambio, cuando los alfiles y los peones están en la misma diagonal, especialmente en los finales de alfiles de diferente color, no sólo se establece una inútil doble vigilancia sobre un mismo sector del tablero, sino que los peones le quitan movilidad al propio alfil, y el rival logra, en cambio, un radio de acción tan
amplio que dificilmente puede ser compensado. La única razón de que nuestros peones no puedan ser atacados por el alfil adversario no justifica este permanente error de los aficionados.

EJEMPLO SIMPLE E INSTRUCTIVO
Veremos cómo este detalle tiene vital importancia en el desenlace favorable de los prefinales de alfiles de distinto color, cuando aún quedan muchos peones en el tablero y existen en juego algunas piezas mayores. Iniciaremos la revista a los ejemplos que hemos hallado con uno simple que nos brindó la partida entre Balparda y Hemández que se disputó en el torneo sudamericano de Mar del Plata en 1928. Hernandez,J – Balparda,J 0-1

OBRA DE ARTE DE TARTAKOWER Yates,F – Tartakower,S 0-1

About German 226 Articles
Soy German Spata ,Maestro FIDE Argentino , me dedico a formar jugadores con perfil competitivo. Actualmente gran parte de mis alumnos tienen objetivos serios en ganar los Campeonatos Nacionales Amateurs (Sub 2300/2000/1700) y Nacionales Infantiles.

Se el primero en comentar

Deja un Comentario

Your email address will not be published.


*